Coberturas

SONIA CHAMMAH EN EL TEATRO SONY: BIENVENIDOS A BORDO

La cantante convirtió aventuras en canciones e incluyó alguna de ellas en su nuevo EP, el cual fue presentado junto a su banda, "Intensos".

La carta que yacía en cada una de las mesas del Teatro Sony no era más que un manifiesto de lo que Sonia Chammah siente con todo lo que le está pasando. La cantante y guitarrista redactó una nota donde habla en primera persona sobre lo que significa para ella y su banda poder hacer música y vivir la vida como un viaje. Puede ser una casualidad -o no- pero su más reciente EP lleva por nombre “Welcome On Board” y el resultado refleja cada una de esas palabras que plasmó en esa hoja y las experiencias de su estadía en Suecia y Estados Unidos, donde además, puede leerse los nombres de los Intensos. Los músicos que constituyen el grupo de compañía para Sonia son Pablo Méndez en guitarras, Santiago López en bajo y Ajelo Porcellana en batería.

Contrario a lo que cualquiera que haya asistido al show podría pensar, no apareció ninguna azafata para repasar las medidas de seguridad en caso de que el vuelo no llegar a buen puerto. Lo primero que pudo percibirse minutos después de que Mares de Xceso -grupo que abrió la noche- abandonara el escenario y una vez que las luces volvieron a apagarse, fue un acople. Algo no andaba bien y el grupo debió lidiar con esas falencias técnicas a lo largo de la primera mitad de show, que sumado a los nervios que conlleva tamaño evento podría haberle jugado una mala pasada. No pasó y supo sortear todo aquello ajeno a la real intención de mostrar las canciones con mucha altura.

Rubia, pelo corto, escote y vestido de novia mostraban a la verborrágica cantautora al frente del cuarteto como cabeza de todas esas aventuras. A lo largo de casi una hora y media, la dama del punk tocó la eléctrica, la criolla, cantó y no escondió tampoco lo buena frontman que es, algo que moldeó en los más de veinte años que lleva de trayectoria. Ante esas pálidas, ella reaccionaba devolviéndola siempre redonda y con una sonrisa. Eso sí, su stage no podía darle dos bocados seguidos a una porción de pizza dado el arduo trabajo que le demandó esa casi hora y media que duró la presentación.

El set estuvo conformado por las canciones que forman parte del EP más algunas otras que integran sus dos discos de estudio anteriores, “Intenso” “Animal”, y un puñado de covers de Los Ramones Green Day, dos de sus bandas de cabecera. De los liderados por Billy Joe Armstrong eligió “She” “Good Ridance (Time Or Your Life)”, en tanto que de los Monchos hizo una versión personal, diferente y no menos buena de “Pet Sematary”.

Entre el público que copó las mesas había muchos familiares y amigos que habían ido a verla. No sólo a ella, también a los Intensos, de modo que el ambiente era de verdad íntimo e interactivo. Sin embargo, los intentos de Sonia por entusiasmarlos a perder el miedo y participar de la velada parecían ser estériles. El “hey ho let’s go” funcionó hasta ahí, entonces decidió que debía bajar y cantarles “Sentimientos” cara a cara micrófono en mano mientras la guitarra con luces led de Pablo Méndez iluminaba el escenario palermitano.

“Welcome On Board” fue  grabado en Los Ángeles bajo la producción de Alex Kane (Guitarra) y Jiro Okabe (bajo), y con la participación de Tim Jimenez en la batería. La versión que le da nombre a esta última producción fue ejecutada tanto en castellano como en inglés, como así también “Bombas de Fuego”, que en la versión estudio cuenta con la voz de Mariano Martinez (Attaque 77) y fue otro de los temas que también apareció por duplicado en la lista.

Con presentaciones en vista junto a CJ Ramone Jiro Okabe en Palermo Club para seguir dándole rodaje a “Welcome On Board” y “sabiendo que aunque la noche sea oscura, las estrellas la guiarán”, como reza en “Intenso”, Sonia no detiene su motor. Ese leitmotiv fue es y será algo constante en su vida y ella y lo sabe, por eso se hace camino al andar y guarda un lugar en su nave para todos anunciando un nuevo vuelo con destino a ¿quién sabe donde? ¡Bienvenidos a bordo!

Fotos: Let’s Go Marcelo Restaino